10 consejos para buscar tu primer empleo

buscar_primer_empleo

Entrar en el mundo laboral no es fácil, ya que cada día existe más competencia y tu CV debe pasar los primeros filtros para conseguir el trabajo deseado. Hoy te brindamos 10 consejos para buscar tu primer empleo.

Tu CV es tu carta de presentación al reclutador. Por ello, debe estar elaborado adecuadamente para que el gestor de Recursos Humanos entienda qué tipo de profesional eres.

Los candidatos deben contar con un perfil bien definido. Aunque todavía no tengan experiencia, es necesario que el reclutador pueda analizar sus habilidades y la posibilidad de crecimiento dentro de la empresa.

Los futuros colaboradores deben poseer un conocimiento variado y específico a la vez; además, una actitud positiva, un pensamiento analítico, creatividad…

Como futuro colaborador, debes identificar qué necesidad tiene la empresa, qué valores promueve, cuál es su visión… Conociendo todo esto, sabrás si ese lugar es para ti.

Para buscar tu primer trabajo, puedes apoyarte en las herramientas tecnológicas disponibles: programas para crear un CV atractivo, portales de empleo como Computrabajo, redes para hacer networking…

10 tips para encontrar tu primer trabajo

  1. Determina qué estás buscando. Es importante saber qué anhelas en este momento profesional y cuáles son tus próximos pasos. Si acabas de terminar tu carrera, talvez quieras un trabajo relacionado con tus estudios. En otros casos, quizás desees un trabajo de verano o temporal para compaginarlo con tus estudios… Por otro lado, si te incorporas tarde al mercado laboral, dicha pregunta sigue siendo vigente. Siempre debes segmentar tu búsqueda y conocer tus deseos, habilidades, conocimientos…
  2. Reconoce tus habilidades. Aunque no tengas experiencia, sí posees habilidades. Es importante que las identifiques para indicarlas en tu CV; además, para poder hablar de ellas durante la entrevista. Realizar un FODA personal puede ser de gran ayuda.
  3. Elabora un CV perfecto. Este consejo sirve para cualquier profesional que busque empleo. Es necesario analizar todos los apartados: el extracto, la formación, etc.; además, revisar la ortografía. Puedes encontrar en nuestro canal de YouTube algunos consejos para redactar un buen currículum vitae.
  4. Crea tu marca personal. No te hace falta ser un especialista para trabajar tu marca personal. ¿Qué es lo que te diferencia del resto? ¿En qué quieres enfocarte? ¿Cuál es tu ventaja competitiva? Las respuestas a todas estas preguntas te ayudarán a empezar a construir tu marca personal.
  5. Sé metódico en tu búsqueda. A la hora de buscar empleo, debes ser metódico. Asimismo, debes ir haciendo seguimiento de tus candidaturas, revisando tu correo electrónico incluido el Spam, por si hubieran intentado contactarse contigo. Cuando postules a un empleo, debes leer detenidamente la oferta, enviar tu CV actualizado y añadir una carta de presentación si así lo piden.
  6. Sigue formándote. Actualmente, todos los profesionales deben seguir formándose a lo largo de su carrera. Ello puede realizarse a través de cursos oficiales, de formaciones en la red, de la práctica de alguna afición… Lo importante es estar constantemente actualizándose para no quedar obsoleto. Las lecturas también pueden ser una buena manera de aprender.
  7. Sé positivo. Quizás a lo largo de tu búsqueda vayas perdiendo la ilusión; pero recuerda que la actitud es muy importante, a veces más que la experiencia laboral. Para encontrar tu primera oportunidad de empleo, es necesario ser positivo, llamar a las puertas e ir aprendiendo a lo largo del camino.
  8. Envía cartas de recomendación. Otra opción para llamar la atención de los gestores de talento es adjuntar cartas de recomendación. Puedes pedirlas a tus profesores, a personas con las que hayas compartido algún momento difícil e incluso a compañeros de equipo si practicas algún deporte.
  9. Busca un mentor. Cuando empieces a trabajar, es recomendable que busques un mentor para que te asesore y te ayude a crecer. También puedes realizar esta búsqueda antes, pidiéndole apoyo a un profesor o contactando a algún profesional que admires de tu sector.
  10. Crea un buen perfil en Computrabajo. Apóyate en la tecnología para poder conseguir empleo. Crea un perfil actualizado en Computrabajo, con toda la información necesaria; además, revisa las ofertas directamente desde el portal. Asimismo, puedes realizar el test de competencias, con el fin de ampliar la información sobre ti. Ello es muy útil para el gestor de Recursos Humanos.

Cómo elaborar un CV sin contar con experiencia

Enfrentarse a la elaboración del currículum por primera vez puede causar miedo, pero todos hemos empezado así y los reclutadores entenderán perfectamente tu situación.

Debes mantener la estructura habitual de un currículum, es decir, datos personales, extracto, formación y habilidades. Si no posees experiencia, entonces no incluyas ese apartado. No obstante, si consideras que alguna actividad realizada puede ayudarte en el empleo, es recomendable añadirla.

Asimismo, es aconsejable ajustar tu CV según la vacante a la que postules. Revisa las Keywords de la oferta de empleo e intenta adaptar tu currículum para que las muestre. Puedes conocer más acerca de este tema aquí.

Normalmente, la formación no ocupa un lugar tan destacado. Sin embargo, si no cuentas con experiencia, es importante que RR.HH. sepa cuáles son tus estudios para que analicen cómo puedes encajar en la empresa.

En lugar de Experiencia Laboral, incluye un apartado para contar tu Experiencia Relevante. Por ejemplo, indica si has sido voluntario ayudando a construir casas; o si has realizado la venta de pasteles o cupones para un viaje de fin de curso… Todas estas actividades pueden formar parte de tu CV.

Puedes mostrar también tus logros conseguidos: algún premio recibido durante tu educación, tu crecimiento tras alguna acción concreta, algún aprendizaje vital, etc.

Habilidades

En esta sección tu CV cobra vida. Las habilidades cada vez tienen más importancia y pueden ser una forma de demostrar tu marca personal.

Revisa la vacante de empleo. Así será posible establecer cuáles habilidades tuyas podrían encajar en la empresa y en ese perfil laboral.

Las habilidades blandas o Soft Skills son los rasgos de comportamiento que el reclutador evaluará para determinar si puedes encajar en el equipo y en la cultura de la organización. Algunos ejemplos son flexibilidad, creatividad, trabajo en equipo, resiliencia, comunicación…

Por otro lado, las habilidades duras o Hard Skills son los conocimientos específicos del sector y la experiencia técnica. Por ejemplo, trabajar con ciertos programas o manejar determinados softwares.

Ahora que conoces todos estos consejos, es hora de poner manos a la obra y encontrar tu primer empleo. Redacta un buen currículum, crea tu perfil en Computrabajo y postula desde la web o la app.

Cuando llegue el momento de la entrevista, revisa nuestros consejos y triunfa en el proceso.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.