Desafíos de los departamentos de RR.HH.: la guerra del talento

Retos de los departamentos de RRHH

A nivel mundial, los departamentos de Recursos Humanos se enfrentan a uno de sus mejores momentos. Por primera vez, en muchos años, la economía global está creciendo y las tasas de desempleo descienden. En paralelo, las empresas buscan candidatos con unas habilidades cada vez más específicas, rivalizando con su competencia por los perfiles más tecnológicos, cuya demanda se ha multiplicado por diez en los últimos cinco años. Sin duda, ello es una consecuencia de la transformación digital de las empresas y del nacimiento de los nuevos negocios digitales. Los departamentos de RR.HH. se enfrentan a un nuevo desafío: la guerra del talento.

Se buscan perfiles más completos que antes, nuevos perfiles que escasean, y la generación que ingresa, los millenials, se afianza ya en el mercado con sus tan particulares características.

Como resultado, nos encontramos con que el 60% de las personas que cambian de trabajo cada mes lo hace de manera voluntaria. Esta situación no afecta únicamente la contratación, sino también la capacidad de retención, motivación y compromiso por parte del empleado con la empresa.

El primer factor que impulsa el cambio es el salario, pero ya no es una causa única. Los perfiles que pueden elegir dónde trabajar (informáticos, ingenieros, IT, digitales, analistas o vendedores, principalmente) analizan otras motivaciones, como las relacionadas con los beneficios (fruta, gimnasio, transporte, etcétera) y aquellas relacionadas con el talento del equipo y la experiencia de trabajo.

Conceptos como Employer Branding (reputación empleadora de la marca), Employee Engagement (capacidad de la marca para que sus empleados crean y se identifiquen con ella) y el Employee Experience (los factores que influyen en que el empleado tenga una grata experiencia laboral en la empresa) están ya a la orden del día en nuestros departamentos de RR.HH.

Si tu compañía no es respetada y apreciada por tus empleados (lo puedes ver en las redes sociales y en los portales de empleo donde buscas talento), te darás cuenta de que cada vez te resulta más difícil reclutar.

Además, el hecho de que el trabajo esté bien no quiere decir que los empleados clave no busquen otras empresas en donde la experiencia de trabajar sea incluso mejor. Estamos hablando de la tasa de rotación.

En el escenario actual, deberíamos focalizarnos en la productividad de nuestros empleados, su motivación y su compromiso con la empresa, así como en la retención del buen empleado. Es el momento de definir con atención las gratificaciones y las franjas de beneficios.

Asimismo, cabe destacar que la necesidad de buscar “un lugar mejor” no impacta de igual manera en todos los empleados, ya sea por carácter o porque no se destacan en estas capacidades especiales tan demandadas. Sin embargo, es en estos ciclos económicos de bonanza cuando para algunos pocos, pero normalmente para los que tienen mayor potencial y son claves para el crecimiento rápido y seguro de la empresa, las oportunidades de cambio se multiplican.

Cinco consejos para los departamentos de RR.HH. de hoy en día

1.- No es que sea una tendencia, es que si no estás trabajando ya tu Employer Branding, estás atrasado

Entender y analizar cómo te ven los candidatos e informar al CEO de tu compañía es clave para mejorar la cultura de empresa, así como para ser elegido por el talento y poder retenerlo. Usa CompuTrabajo para conocer tu ranking, y para ver cómo estás versus la competencia y cómo poder mejorarlo.

2.- Revisa los salarios y los beneficios. Se deben crear estrategias de rangos de beneficios y ser creativo

Es necesario revisar también la periodicidad de las gratificaciones, ya que una vez al año quizás no sea suficientemente motivador.

3.-  Recuerda que tu “cliente” actual es tu empleado y tu futuro cliente, el candidato

Focalízate en él. Para ello, los tres pilares son la transparencia, el feedback y el plan de acción. Utiliza las valoraciones y los comentarios sobre tu empresa que te ofrece CompuTrabajo, así como las facilidades para solicitar a tus empleados actuales nuevos comentarios y valoraciones de los aspectos positivos y que se requiere mejorar de la compañía. Si debes aumentar su employee experience, lo primero que tienes que hacer es escucharlos.

4.- “No tenía nada más que aprender” o “Hacía tiempo que ya no aprendía nada”

La formación es importante. Existen muchas maneras de mantener el interés de los empleados a través de la formación y, sobre todo, de la microformación.

5.- Comunica y mantén informado al CEO

Los CEO quieren hacer todo lo posible para que las personas adecuadas ocupen los puestos adecuados de la compañía y que esa situación se vea reflejada en la productividad. Asegúrense de mostrarle dónde está y cuáles son las necesidades de liderazgo, talento, compromiso y retención, junto con las soluciones para que eso suceda.

Como en cualquier estrategia, no sirve de nada poner en marcha planes de acción si no se miden los resultados. Define y monitoriza los KPI que te indiquen si todo lo que estás poniendo en marcha va por buen camino o si, por el contrario, debes modificar tu estrategia. La manera más sencilla es realizar parte de esta estrategia en Vision, la herramienta de Employer Branding de CompuTrabajo. ¿Quieres conocerla?

One Comment on “Desafíos de los departamentos de RR.HH.: la guerra del talento”

Comments are closed.